viernes, 2 de enero de 2009

Lejos, lejos, las distantes luces se desvanecen
dejándonos detrás, perdidos en un mundo cambiante,
y vos sabés que aquellos eran los días de nuestras vidas
Recuerda

Otra oportunidad, hola..., otro adiós
y tantas cosas que nunca volveremos a ver
días de la vida que no parecían tan importantes
sí parecen importar y contar mucho después.

4 comentarios:

Yus dijo...

Volcaste al papel (mmm...) misterio, melancolias, recuerdos...es parte de tu manera de ser amigo, me parece fantastico que lo escribas,adelante Os!

el oso dijo...

EL Os arrancó el año con un texto teñido de melancolía, reverdeciendo viejos papeles amarillos de la memoria. ¡Así se hace!

Netomancia dijo...

Lo tenemos a cuenta gotas al flaco Osvaldo, pero cuando aparece deja su marca.

Carla dijo...

Me gusto muchisimo, como los recuerdos quedan atras, y uno no sabe como alcanzarlos.