jueves, 15 de septiembre de 2011

Huida

¿Cómo escapar del ayer? De los recuerdos que son heridas, del corazón que sigue latiendo por quién no está. Es por eso que llegué al andén y esperé por el primer tren. Pensé que allí estaría la respuesta.
Por la ventanilla veía pasar el paisaje como una exhalación, mientras me acostumbraba a ese sereno sonido del viaje, tan rítmico e hipnotizante, que serenaba mis pensamientos.
Creí estar logrando mi propósito. Creí haberme liberado del pasado. Hasta que te vi del otro lado del pasillo mirando hacia la ventanilla. Entonces, decidí darme por vencido y sentarme a tu lado.

9 comentarios:

HUMO dijo...

Buenísimo, encantador!

Besitos Neto, es una ternura!

=) HUMO

Netomancia dijo...

Gracias doña Humo!

Estoy esperando que ritmo musical le iría a este texto, según el amigo Felipe, claro.

SIL dijo...

Qué lindo es a veces, darse por vencido =)

Abrazo inmenso.


SIL

Horacio Beascochea dijo...

Pues, lo mejor que hiciste. ¿Y de qué hablaron?. Me gustó.

Saludos

Con tinta violeta dijo...

A veces hay que sucumbir ante lo inevitable...soñemos que "fue el principio de algo mas que una buena amistad" parafraseando a la famosa película Casablanca,ja,ja!
Bello y tierno. Me gusta!
Besos!!!

Juan Ojeda dijo...

Muy tierno y a la vez romántico, hay cosas de las cuales uno no puede escapar,

Sentarse en el asiento fue como reencontrarse con él mismo.

Me gustó el micro, un abrazo.

el oso dijo...

A veces la vida complica la razón y sonríe desde algún otro lado, como en el relato.

artnueve dijo...

impecable! Esto debe leerse mientras suena de fondo See in the other side del viejo Ozzy, q te parece?
abrazotes!

Anónimo dijo...

oye escribes muy bien si tu lo hiciste...
tiene historias para sacarla de cada frase de texto. escribes un libro?
. oye yo tambien tengo un blog puedes visitarlo es: http://lourdespuac.blogspot.com.
deja tu opinion o tu critica.